Reportajes

Inicio / Carmen Crespo pide al Ministerio incentivos fiscales para dar respuesta a las demandas de agricultores y ganaderos
Publicidad:

Carmen Crespo pide al Ministerio incentivos fiscales para dar respuesta a las demandas de agricultores y ganaderos

Carmen Crespo pide al Ministerio incentivos fiscales para dar respuesta a las demandas de agricultores y ganaderos
La consejera reclama “pasar de las palabras a los hechos” y que se pongan plazos a las medidas anunciadas como la nueva Ley de Cadena Alimentaria

La consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible, Carmen Crespo, ha pedido al Ministerio incentivos fiscales para dar respuesta  a agricultores y ganaderos ante las dificultades por las que atraviesa el campo y “porque desde Andalucía creemos que los necesita para seguir adelante”.  La consejera ha realizado estas declaraciones tras la reunión extraordinaria celebrada en el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación en la que han participado las comunidades autónomas para analizar la difícil situación que atraviesa el sector. Precisamente el Consejo de Gobierno del pasado lunes abordó la reducción de módulos de IRPF solicitada al Ejecutivo central mediante un detallado informe que recoge dicha petición ante la caída de la rentabilidad que sufren los agricultores y ganaderos.

 

Crespo ha sostenido la necesidad de que el Ministerio "pase de la palabra a los hechos" y acelere la puesta en marcha de las medidas anunciadas por el Gobierno de España. Así, ha incidido en que se ponga fecha y plazos a cuestiones prioritarias como elaborar una nueva Ley de Cadena Alimentaria "que llevamos meses reclamando y ya vamos tarde". Además, ha puesto el acento en que el Ministerio de Agricultura debe jugar un papel "fundamental" en el Gobierno central y que el presidente "sitúe las políticas agrarias en la primera línea de su actividad". "Somos una superpotencia agraria y esto debe verse reflejado en las políticas del Gobierno porque son muchas familias las que dependen del campo", ha remarcado. A este respecto, ha hecho hincapié en que el Ministerio de Agricultura tenga “peso en el Gobierno y en Bruselas para defender a nuestros agricultores y ganaderos”, recalcando que “tiene que ponerse en modo proactivo y actuar”. “El presidente de España tiene que meter a la agricultura y la ganadería como temas fundamentales en su agenda política porque somos una potencia agroalimentaria y vivimos de esto”, ha insistido.

 

Al mismo tiempo Crespo, que ha advertido de la buena disposición de Andalucía y su actitud de colaboración, ha insistido en que “hay que pasar de las palabras a los hechos” y en que “si hay que hacer normativas hay que hacerlas con celeridad y si hay que poner presupuesto en los presupuestos generales del Estado, habrá que ponerlo”. En cualquier caso, ha señalado que “llegamos tarde, porque los agricultores ahora mismo están desesperados, porque los costes de producción están muy elevados y el precio no les llega”.

 

El encuentro mantenido en la capital de España ha coincidido con nuevas protestas en Andalucía, que inician así otras movilizaciones que se sucederán en los próximos días. Esta cuestión ha sido recordada por la consejera que ha recalcado que “estamos con ellos porque llevan mucho tiempo con muchas dificultades”. En este sentido, ha puesto como ejemplo el precio del aceite de oliva que en cuatro años ha bajado un 45% mientras los costes de producción suben “porque se quiere un cultivo más sostenible y con más posibilidades desde el punto de vista de la calidad, a lo que se suman el resto de costes de producción”. Por todo ello, la consejera ha concluido advirtiendo que “si esto es así y el precio no acompaña, no es rentable”.

 

Lo que pide Andalucía

Por último, la consejera de Agricultura ha enumerado a su salida de la reunión algunas de las peticiones realizadas al Ministerio. Además de los referidos incentivos fiscales y la necesidad de una nueva Ley de Cadena Alimentaria, ha señalado como esencial que se respeten los precios de entrada de productos de terceros países para evitar la competencia desleal, que se refuercen los Puntos de Inspección Fronteriza o que se sea especialmente proactivo en combatir los aranceles. Igualmente se ha apuntado a un mayor protagonismo de las interprofesionales y que la ley de cooperativas sea un verdadero impulsor de la unión y la integración.